Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

Roberto Vizcaíno – TRAS LA PUERTA DEL PODER: Accidente exhibe ceguera de medios y periodistas; AMLO pide ya no lo sigan

Desde meses antes de asumir el cargo, Andrés Manuel López Obrador anunció que desaparecería todas las oficinas de prensa de las dependencias del Gobierno Federal y disminuiría el 50 por ciento del gasto en publicidad.

Su idea era concentrar en una sola oficina dentro de la Presidencia el flujo de información de su Gobierno. Si él es el presidente y de él dependen todos los demás funcionarios del Gobierno Federal, ¿para qué tener más oficinas de información?

Al final todos sus secretarios tienen una oficina de información sin presupuesto publicitario, sin personal suficiente, y sin capacidad siquiera de decidir autónomamente qué boletines emiten sin antes recibir el visto bueno de Jesús Ramírez, jefe de prensa de AMLO.

Es decir, AMLO al final aceptó lo mínimo que se apegara a su idea original.

El origen de esta decisión es que él no necesita a los medios informativos tradicionales: prensa (diarios y revistas), radio y TV… ni a la mayoría de los medios digitales (miles y sin mayor calidad ni profesional ni económica).

Advertisement. Scroll to continue reading.

Él es quien genera toda la información de su Gobierno y el quien la difunde.

Las mañaneras y sus intervenciones en las plazas públicas del país, en actos, pocos, en lugares cerrados y en sus recorridos por aeropuertos, son los foros usados para presentar su información.

De su difusión se encargan las redes sociales operadas por su staff así como los medios del Estado: Notimex, IMER, canales 22, 11 y del Sistema Público de Radio y TV, Radio Educación.

Hasta hoy los medios tradicionales han seguido a AMLO en espera de que en algún momento abra la llave del financiamiento. Sus dueños, directivos, periodistas creen ciegamente que López Obrador va a tener que regresar al viejo esquema de reparto de recursos en los medios “porque si no, ¿quien más va a llevar sus mensajes a la ciudadanía?”

Ninguno de sus miembros ha hecho el análisis de la nueva realidad.

Advertisement. Scroll to continue reading.

La realidad lopezobradorista está en sus narices, y no la ven:

AMLO no los necesita porque simplemente los medios tradicionales no llegan a las grandes masas. Los 28 diarios de la Ciudad de México tienen apenas un tiraje diario que no suma más de 200 mil ejemplares para una población que quizá rebasa los 25 millones de habitantes si se contempla el área metropolitana. Y la radio y la TV anda por las mismas. Sus programas no llegan ni siquiera al millón de habitantes.

En cambio, los 10 youtubers más populares en el país rebasan los 10 millones de seguidores diarios.

AMLO y sus redes suman millones de seguidores.

¿Por qué AMLO necesitaría a los medios tradicionales?

Advertisement. Scroll to continue reading.

Por ello, luego del accidente carretero sufrido el pasado fin de semana por los periodistas que lo acompañan por el país, les pidió que ya lo dejen en paz, que no lo sigan más. Que sus medios usen a los corresponsales en los estados.

Son un estorbo para él. Ni siquiera hizo el menos intento de irlos a ver en las clínicas a los que fueron trasladados.

¿Luego de todo esto los dueños, directivos y periodistas de medios tradicionales necesitarán alguien que les explique por qué ya AMLO no los quiere?

No se trata de hacerle la guerra, porque eso los hundiría (la mayoría de los diarios y revistas están ya en la quiebra) y la radio y la TV son concesiones del Estado. Se trata de hacerse a un lado. Dejarlo en paz e ir a otra cosa. A hacer periodismo de a deveras.

Creo yo…

Advertisement. Scroll to continue reading.

DURAZO PONE DISTANCIA

Ante un Senado y Cámara de Diputados “sin dientes”, sin poder ninguno para obligarlo a comparecer en los tiempos fijados por los legisladores, Alfonso Durazo, secretario de Seguridad Pública del Gobierno de Andrés Manuel López Obrador se presentará este jueves en San Lázaro, y la “semana que entra”, todavía no hay día establecido, en el Senado.

Senador con licencia, Durazo evadió el reclamo de los senadores de la oposición (PAN, PRI, PRD y MC), que exigían su comparecencia la semana anterior. Su responsabilidad ante el fracaso del operativo del jueves 17 en Culiacán, Sinaloa, para capturar y retener a Ovidio Guzmán, uno de los 17 hijos de Joaquín “El Chapo” Guzmán, exigía su inmediata comparecencia, dijeron.

La presión fue tal, que Ricardo Monreal llegó a prometer que hoy acudiría Durazo al Senado. Pero no, al final se evadió como Evodio y prometió acudir la siguiente semana. Cuando ya nadie se acuerde ni le importe lo del culiacanazo.

HERRERA APLAUDE AL SENADO

Advertisement. Scroll to continue reading.

Hay que decirlo, el primero en aplaudir los cambios hechos por el Senado a la Ley del Presupuesto de Ingresos fue el presidente Andrés Manuel López Obrador, a quien secundó el pasado fin de semana su secretario de Hacienda, Arturo Herrera.

“Estoy satisfecho con la aprobación de Ley de Ingresos”, dijo lacónico pero contundente el secretario Herrera.

Y comentó que lo establecido en el Senado dejó un dictamen muy parecido al proyecto realizado originalmente

De cualquier forma, dijo, lo aprobado por la Cámara de Diputados no impactaba de manera importante en los estimados de los ingresos originales.

Consideró que el ejercicio realizado por los Senadores y que fue comandado por Ricardo Monreal en sintonía con los otros coordinadores parlamentarios, “ha sido un ejercicio democrático, es parte del sistema de pesos y contrapesos del país”, indicó Herrera.

Advertisement. Scroll to continue reading.

¿MONREAL LE HABLA A AMLO?

Interesante el fondo del artículo de Ricardo Monreal de ayer en El Universal bajo el título de “Lecciones de los Andes”.

Ahí el coordinador de la mayoría de Morena en el Senado y presidente de la Junta de Coordinación Política de la cámara alta no sólo muestra conocer la historia de y momento actual de esa región andina, sino que analiza sus orígenes y consecuencias. De ahí advierte que las lecciones de lo que hoy ocurre en Chile y Bolivia deja la advertencia de que:

“… desde ahora es posible asimilar grandes lecciones que vienen desde los Andes.

“En primer lugar, debemos estar conscientes de que las exigencias de las sociedades serán cada vez mayores y que un crecimiento económico desigual ya no es suficiente para decir que una nación es próspera.

Advertisement. Scroll to continue reading.

“(y) En segundo lugar, (que) tenemos siempre que velar por el respeto a los principios democráticos, pues, de no hacerlo, no solamente perderemos la credibilidad de la ciudadanía en las instituciones, sino la paz social que tanto necesitamos”.

Obvio, el llamado de Monreal es hacia dentro de la 4ta Transformación, especialmente podríamos decir -sin equivocarnos-, el mensaje es a López Obrador quien concentra todo el poder y la conducción de México.

SONORENSES SIN JUSTICIA

El 6 de agosto de 2014 la empresa minera Buenavista del Cobre propiedad de Grupo México de Germán Larrea derramó 40,000 metros cúbicos de lixiviados de sulfato de cobre acidulado sobre los ríos Bacanuchi y Sonora, provocando uno de los mayores desastres ecológicos en el país, afectando a 22 mil 878 pobladores de municipios de Banámichi, Arizpe, Aconchi, Huépac y Baviácora.

Desde entonces Larrera se ha comprometido a acciones y pagos que no ha cumplido. Con la llegada de Andrés Manuel López Obrador al Poder el caso derivó en encuentros entre su secretaría de Médio Ambiente encabezada por Víctor Manuel Toledo Manzur y las comunidades afectadas. Van 6 sin ninguna conclusión. Y el titular de la Semarnat ni sus luces. Desde que se comprometió a una solución, López Obrador ha regresado 7 veces a Sonora. Toledo Manzur no ha ido ninguna.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Este es justo uno de los ejemplos a los que se refiere Monreal en su artículo de El Universal. Si la 4ta Transformación no cumple va ser desechada por los mexicanos en la siguiente elección.

 

…rvizcainoa@gmail.com / Twitter: @_Vizcaino / Facebook / https://www.facebook.com/rvizcainoa

Advertisement

© 2020 Endirecto