Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

Miguel Ángel Rivera – CLASE POLÍTICA: Una incómoda felicitación de los Estados Unidos

– De nueva cuenta brota con fuerza la expresión “no me ayudes compadre”, cuando se trata de juzgar la actuación del gobierno mexicano ante migrantes centroamericanos que tratan de llegar a territorio de los Estados Unidos.

         Las autoridades mexicanas, encabezadas por el presidente Andrés Manuel López Obrador, tratan de convencer que no hay cambio en la actitud nacional frente a los extranjeros que intentan cruzar por México para realizar el “sueño americano” e inclusive aseguran que se trata de ayudarlos.

         Esta fue la posición del presidente López Obrador en su conferencia mañanera, durante la cual aseguró que la intervención de la Guardia Nacional para contener el flujo de migrantes en el sureste del país obedece a la necesidad de garantizar el cumplimiento de las leyes mexicanas, que se ha actuado con «respeto a los derechos humanos» y añadió que, «aunque parezca contradictorio, los estamos protegiendo».

«Porque si no los cuidamos, si no tenemos un registro, pasan y llegan al norte y los atrapan bandas de delincuentes, y los agreden porque así era antes”, dijo el primer mandatario al anunciar que el secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, daría una conferencia al respecto. 

El titular de la SRE refrendó el compromiso del gobierno nacional de mantener una migración segura, ordenada y regular, en apego a la Ley de Migración y su reglamento, y con pleno respeto a sus derechos humanos.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Ebrard, descartó que exista una crisis migratoria, pues cada año se registra la llegada de caravanas de migrantes y aseguró que México mantendrá la política que en esta materia marca la ley.

En relación con el enfrentamiento entre migrantes y elementos de la Guardia Nacional, el secretario de Relaciones Exteriores sostuvo que la actuación de los oficiales fue apegada a los derechos humanos.

Todo ese intento por preservar la imagen de México, su buen trato a los migrantes y, sobre todo, la idea de que se actúa sin atender a presiones internaciuonales, se desplomó con un breve mensaje en las redes sociales firmado por el director interino del Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos, Ken Cuccinelli.

Ese funcionario del gobierno del multimillonario Donald Trump escribió: “Apreciamos que México haya hecho más de lo que hicieron el año pasado para interceptar a las caravanas que intentan moverse ilegalmente hacia el norte hacia nuestra frontera sur”.

Es decir, se trata de un reconocimiento a las autoridades nacionales por su nueva actitud frente a las caravanas procedentes del Centroamérica. Por si hiciera falta, el mensaje de Cuccinelli en Twitter aparece acompañado con una copia de una nota del periódico Washington Post en donde se hace referencia al enfrentamiento que tuvieron algunos migrantes con la Guardia Nacional al intentar ingresar por el Río Suchiate. 

Advertisement. Scroll to continue reading.

Otro hecho sin precedentes es que el Instituto Nacional de Migración (INM) informó que ayer, martes, fueron retornados a su país, en un avión especial,  110 personas originarias de Honduras que habían ingresado sin documentos a México como parte de la caravana migrante.

Otra vez se insiste en que esta deportación, que al parecer es la primera de una serie, «se llevó a cabo en estricto apego al respeto a los derechos humanos, en acuerdo con las autoridades de Honduras y cumpliendo con las normas y procedimientos migratorios vigentes”.

La verdad es que no hay referencias, al menos de fechas recientes, acerca de deportaciones masivas de ciudadanos de naciones centromaericanas. Apenas casos aislados para los cuales se utilizaban sitios vacíos en vuelos comerciales. 

Pero si en Estados Unidos fue explícito el reconocimiento al cambio de procedimientos de México ante los migrantes, también hay evidencias de, por decir lo menos, dudas dentro de las filas del gobierno de la llamada Cuarta Transformación. 

Sin entrar en críticas específicas, el Senado, donde MORENA, el partido en el poder es mayoría,  se pronunció porque se respeten los derechos humanos de los migrantes centroamericanos que cruzan por el sur de México rumbo a Estados Unidos.

Advertisement. Scroll to continue reading.

En particular el coordinador de los senadores “morenos”, Ricardo Monreal, advirtió que debe prevalecer el orden jurídico en la frontera sur del país y recalcó que se debe privilegiar el diálogo ante la llegada masiva de migrantes centroamericanos a la frontera entre México

“El Senado se pronuncia porque se respete la ley; no podemos aceptar que se viole, violente el tránsito, pero sí podemos pugnar porque se cuide el orden jurídico de las fronteras. Como vigilante de la política internacional (el Senado) se pronuncia por el respeto a los derechos humanos, porque sea el dialogo, la conversación, los acuerdos, los únicos caminos que integran y llevar a cabo los grupos, nuestras instituciones que salvaguardan nuestras fronteras en el estado derecho”, agregó.

Resulta especialmente significativo que Monreal le dio la vuelta a una pregunta acerca de si se violan los derechos de los migrantes al impedir su paso por México. El coordinador se limitó a responder que  “se deben hacer votos por el diálogo”.

         La tasa de desempleo parece mejorar, pero se mantiene arriba del tres por ciento.

         El Instituto Nacional de Estadística y Geografía dio a conocer los resultados de la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) y en ellos se aprevia que, durante el último mes de 2019, la tasa de desocupación representó 3.1 por ciento de la Población Económicamente Activa (PEA). 

Advertisement. Scroll to continue reading.

Esta cifra es inferior en 0.4 puntos porcentuales con respecto a noviembre, cuando esté indicador alcanzó 3.5 por ciento de la PEA, y menor en 0.5 puntos porcentuales a la de diciembre de 2018, de acuerdo con datos ajustados por estacionalidad.

La tasa de desocupación fue mayor para las mujeres, al pasar de 3.7 a 3.2 por ciento entre noviembre y diciembre, y la de los hombres pasó de 3.4 a 3.1 por ciento en igual lapso. 

Los especialistas del INEGI refieren que la tasa de desocupación comprende al porcentaje de la PEA que no trabajó siquiera una hora durante la semana de referencia de la encuesta, pero manifestó su disposición para hacerlo e hizo alguna actividad por obtener empleo.

El instituto señaló que la tasa de subocupación —población ocupada que tiene la necesidad y disponibilidad de ofertar más tiempo de trabajo— se ubicó en 7.7 por ciento, lo que significó un aumentó en comparación con 7.3 por ciento reportado en diciembre de 2018.

Tabasco, con 6.4 por ciento; Ciudad de México, con 5.2; Querétaro, con 4.7; Estado de México y Coahuila, con 4.2; y Baja California Sur y Tlaxcala, con 3.7 por ciento, son las entidades federativas con mayores tasas de desocupación, detalló el INEGI.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Los estados de Guerrero, con 1.5 por ciento; Yucatán y Oaxaca, con 2.0; San Luis Potosí, con 2.1; Baja California, con 2.2; y Chiapas, Chihuahua, Hidalgo, Morelos y Zacatecas, con 2.5 por ciento, fueron los de menores tasas de desocupación en diciembre, precisó.

El Instituto expuso asimismo que la Tasa de Informalidad Laboral 1 (TIL1), indicador con todas las modalidades de empleo informal, fue de 56.1 por ciento de la población ocupada durante el último mes del año pasado. Este porcentaje fue similar al reportado en mes anterior inmediato y resultó 0.8 puntos menor a de la de diciembre del año pasado, acotó.

El INEGI indicó que 42.9 por ciento de la población ocupada se concentró en el sector de servicios, 20.1 por ciento en el comercio, 16 por ciento en la industria manufacturera y 12.1 por ciento en las actividades agropecuarias. Además, el 7.7 por ciento en la construcción, 0.7 por ciento en otras actividades económicas (que incluyen la minería, electricidad, agua y suministro de gas) y el 0.6 por ciento no especificó su actividad, añadió.

Por otra parte, el vocero del grupo Policías con Dignidad, Valor y Justicia (los que no aceptaron su traslado a la Guardia Nacional y otras corporaciones) Mario Alberto Lover y el abogado Enrique Carpizo confirmaron que son alrededor de 12 mil los elementos de las desaparecida Policía Federal que recibirán sus indemnizaciones por haber perdido sus puestos de trabajo.

Lover y Carpizo aseguraron que la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana acordó con policías federales liquidar a los efectivos que aún no recibían sus pagos, los cuales comenzarán a entregarse a cerca de 200 ex federales.

Advertisement. Scroll to continue reading.
Advertisement

© 2020 Endirecto