Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

Miguel Ángel Rivera – CLASE POLÍTICA: El avance de la pandemia ¿un vaso medio lleno o medio vacío?

El avance de la pandemia por el Coronavirus en México ha puesto de nueva cuenta en vigencia la expresión del “vaso medio lleno o medio vacío”.

         Esto porque ayer mismo, en la conferencia mañanera del presidente Andrés Manuel López Obrador, el subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo-López Gatell, anunció jubiloso que se había logrado “aplanar” la curva estadística que marca el aumento o disminución de nuevas personas afectadas por el Coronavirus.

         De ser cierta esta afirmación, el efecto positivo se tendría que tomar por duplicado, pues el anuncio se realizó en momentos en que, según estimaciones oficiales previas, México debería entrar en la fase más aguda de la pandemia. De acuerdo con el propio López Gatell, la tercera y más riesgosa fase de la pandemia arranca hoy, seis de mayo.

         Desafortunadamente, hay elementos para poner en duda tanto optimismo por parte del gobierno federal y en particular del subsecretario convertido en vocero oficial de todo lo relacionado con la grave crisis sanitaria. 

         En su sede en Washington, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) urgió el martes a los países de las Américas a «ser cautelosos» antes de reducir o acortar – el término usado por los especialistas de ese organismo internacional es “desescalamiento” – la medidas para contener la propagación de la Covid 19, esto por considerar que la trasmisión «es aún muy alta» en Estados Unidos, Canadá, Brasil, Ecuador, Perú, Chile y México.

         «Reducir las restricciones demasiado pronto podría acelerar la propagación del virus y abrir la puerta a un aumento dramático o a una extensión a áreas adyacentes», dijo en videoconferencia la directora de la OPS Carissa Etienne.

Advertisement. Scroll to continue reading.

         «Este es un indicador preocupante que nos dice que la transmisión aún es muy alta en esos países, y que deben implementar toda la gama de medidas de salud pública disponibles: pruebas exhaustivas, rastreo de contactos (cuando se verifican contagios), aislamiento de casos y, por supuesto, distanciamiento social», agregó.

         La advertencia de no relajar las medidas para contener la pandemia resulta especialmente importante en momentos en que desde los Estados Unidos vienen presiones para reabrir fábricas ligadas a las cadenas de producción de la industria de la vecina nación, en donde su presidente, Donald Trump, está en plena campaña de reelección y por supuesto desea conservar el respaldo  de todos los sectores, en particular de la influyente y poderosa industria automotriz. Esto a pesar de que el propio gobernante de la Unión Americana declaró un día antes que, “lamentablemente, México está experimentando grandes problemas de coronavirus».

         En México hemos reducido hasta 75 por ciento la cantidad de contagios de Covid-19 por la aplicación de las acciones de sana distancia, aseguró el subsecretario López Gatell, quien afortunadamente pidió no bajar la guardia, pues aclaró que  “aplanar” la curva del Coronavirus no significa que ya no aumenten los contagios, sino simplemente que se ha reducido la velocidad del incremento de casos.

         El Legislativo atiende las recomendaciones de las autoridades sanitarias.

         La Comisión Permanente del Congreso de la Unión decidió antever las recomendaciones de las autoridades sanitarias y, por ello, las directivas del Senado y de la propia Permanente decidieron cancelar la sesión convocada en principio para hoy miércoles.

Advertisement. Scroll to continue reading.

         Así lo confirmaron la presidenta del Senado, Mónica Fernández, y el coordinador de Morena y presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado, quienes aclararon que esa medida tiene como propósito evitar nuevos contagios, pues se recordó que la pandemia ya alcanzó al l coordinador de los senadores del PRI, Miguel Ángel Osorio Chong.

         En un mensaje dirigido a los coordinadores de todos los grupos parlamentarios, los directivos destacaron asimismo que la fecha escogida para sesionar coincide por lo que será el “día pico de los contagios”, por lo cual se consideró conveniente evitar el traslado de legisladores desde sus estados.

          “Para la enfermedad no hay fuero, ya tenemos un compañero contagiado y no queremos que surjan más legisladores ni nadie, ninguna perdona que dé positivo en Covid-19. Tenemos que hacer caso a las autoridades de salud para salir adelante y frenar esta pandemia que nos ha generado un gran desconcierto», declaró Monreal Ávila.

          El coordinador “moreno” revivió además el tema de la posibilidad de que los legisladores sesionen de manera remota, por teleconferencia. Dijo que ha tratado el asunto con el resto de los coordinadores.

         La posibilidad de realizar sesiones virtuales se empezó a analizar desde antes de que se decidiera suspender las reuniones presenciales, pero esto originó grandes debates que todavía no terminan. En particular porque para regular los trabajos de la Comisión Permanente se deben poner de acuerdo las dos cámaras del Congreso.

Advertisement. Scroll to continue reading.

         En el caso concreto del Senado, el panista Damián Zepeda señaló que sólo se requiere modificar el reglamento interior de esa Cámara, sin tener que consultar o convocar a la Cámara de Diputados, que por su parte puede decidir lo que considere conveniente para sus propias actividades.

         “Todo el trabajo legislativo se puede hacer a distancia: iniciativas, puntos de acuerdo, trabajo en comisiones y la votación”, dijo el legislador del PAN desde mediados de marzo.

         Un nuevo capítulo de enfrentamiento López Obrador-Calderón.

         El juicio en Nueva York contra Genaro García Luna, quien fuera secretario de Seguridad del gobierno del ex presidente Felipe Calderón, dio motivo para un nuevo capítulo del ya largo enfrentamiento verbal del panista con el actual primer mandatario, Andrés Manuel López Obrador.

         Todo se deriva de hecho de que durante el juicio se ha dado cabida a testimonios de alguno o algunos testigos protegidos del gobierno de los Estados Unidos en el sentido de que García Luna recibió sobornos de grupos criminales como pago de la protección para que pudieran introducir droga a los Estados Unidos y supuestamente, estas actividades fueron del conocimiento del ex presidente Felipe Calderón, a quien implícitamente se convierte en cómplice.

Advertisement. Scroll to continue reading.

         Esto derivó en que durante la mañanera de ayer se le preguntara al presidente López Obrador si el gobierno mexicano investigará al ex presidente Calderón.

         En respuesta, el actual primer mandatario manifestó que su gobierno iniciaría una investigación contra el ex presidente sólo en caso de que así lo solicite la gente a través de una consulta ciudadana.

         Aclaró, como lo había comentado en ocasiones anteriores, que no hay elementos que pudieran involucrar a Calderón Hinojosa.

         En casi inmediata respuesta, Calderón declaró que la justicia no es un asunto de consultas, sino de pruebas y de leyes.

         “Si la fiscalía tiene pruebas de que he cometido algún delito, adelante, que proceda. Pero si no es así, no hay consulta que valga. Respete mis derechos”, escribió Calderón en redes sociales, sin dejar de agradecer la “buena intención” de López Obrador.

Advertisement. Scroll to continue reading.

         Vale destacar, como lo han señalado diversos medios de comunicación, que hasta ahora la fiscalía de los Estados Unidos no ha presentado evidencia de la complicidad del acusado con bandas criminales y el juicio se sostiene en declaraciones de testigos protegidos, que también han sido juzgados por narcotráfico.

         Ante la contingencia, un recuerdo a los héroes del Cinco de Mayo.

         A falta de una ceremonia oficial, por la “sana distancia” a la que obliga la pandemia por el Covid 19, el presidente López Obrador, dedicó poco más de 200 palabras en la parte inicial de su conferencia mañanera a recordar la gesta de las tropas mexicanas encabezadas por el general Ignacio Zaragoza que derrotaron a los invasores franceses el 5 de mayo de 1862, en Puebla.

         El mensaje de gratitud lo acompañó con un reconocimiento a los mexicanos residentes en los Estados Unidos que, en marzo pasado, enviaron a sus familias casi 100 mil millones de pesos, alrededor de 10 millones de envíos, 380 dólares en promedio por envío, nueve mil pesos por envío para 10 millones de beneficiarios. En dólares fueron cuatro mil millones, cifra que no se había registrado desde hace casi 20 años.

         “Por eso también hoy queremos agradecer a los migrantes mexicanos”, dijo el presidente López Obrador, quien remató como en una manifestación: “Ese apoyo sí se ve”.

Advertisement. Scroll to continue reading.
Advertisement

© 2020 Endirecto