Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

HÉCTOR MOCTEZUMA DE LEÓN – CIRCUITO CERRADO: -Fallas en la comunicación del Covid-19

¡Quédense en casa! ¡Quédense en casa! Así lo expresó visiblemente
preocupado, el sábado pasado, el vocero del gobierno federal para la
emergencia Sanitaria, Hugo López Gatell. El mensaje no fue escuchado por un
sector importante de la población que continuó saliendo de sus casas a pesar
del peligro que corren de ser contagiados con el coronavirus, fatal en algunos
casos. Hasta el día de ayer la movilidad era todavía importante en la Ciudad
de México.
El problema es que a pesar de que López Gatell, o personal especilizado del
sector salud, hablan ante los medios todos los días, que saben comunicar
muy bien, pero que no estar en el lugar, ni tienen el tiempo para hablar con
más detalle de los efectos de la pandemia.
Una conferencia de una hora de lunes a domingo es insuficiente para tener
bien informada a la población que, en muchos de los casos, no ha entendido
las dimensiones del problema que ahora es de emergencia nacional y que
como dice López Gatell estamos todavía a tiempo para aplanar la curva
ascedente como sucedió en China, Europa y Estados Unidos, los países más
afectados.
Ya en otras ocasiones hemos comentado en este espacio que la conferencia
de prensa mañanera en Palacio Nacional, que dura en muchas veces más de
dos horas, no es suficiente para cubrir con eficiencia la comunicación social
de un gobierno federal.
En el caso de la conferencia de las 7, que dando las 8 en punto, López Gatell
dice hasta aquí y no hay poder humano que lo obligue a responder una más,
las respuestas por lo regular son a problemas generales, es claro que si se
tratan casos en particular nunca terminarían, pero hay dudas entre la
población que pueden resolverse por otros medios de comunicar.

Un ejemplo a la gente se le dice que el uso del tapabocas no sirve para nada
en las personas que no presentan los síntomas del Covid-19, sin embargo,
eso tiene una explicación muy clara, el virus también puede penetrar por los
ojos y esos no se pueden tapar, ¿usted lo ha escuchado? O por ejemplo nadie
sabe para que sirven los ahora multicitados ventiladores. Tampoco sí la
recuperación es hacia arriba o puede haber recaídas.
Detalles como esos son fáciles de explicar, sea por tripticos, mensajes a
través de la televisión, sea con videos cortos, con infografías o desplegados
en los diarios, así como spots en la radio. Pero además existe personal
especializado que han resultado muy buenos comunicadores que pueden ser
entrevistados en los medios, sobre todo los eléctronicos en donde se reciban
preguntas del público.
¡Quédense en casa! ¡Sí pero informen bien!
*****
Qué el presidente haya saludado a la mamá de Joaquín Guzmán Loera en su
gira de este domingo por Badiguarato, Sinaloa, por una razón humanitaria,
no es cueationable, ¿pero la señora Consuelo Loera llegó al lugar
expontaneamente? ¿la invitaron? Son preguntas que ayer me hicieron
algunos amigos. Por cierto el hombre del sombrero que jaló del brazo al
presidente y, que antes, un elemento de seguridad trató de apartar, sin
ningún éxito, es José Luis González Meza, “El Marciano”, abogado originario
de Ciudad Madero, Tamulipas que tuvo una estrecha relación con Joaquín
Hernández Galicia, “La Quina, el fallecido cacique del Sindicato Nacional de
Trabajadores Petróleros de la República Mexicana. González Meza fue
coautor del libro “Un Asesino en Los Pinos” con el que “La Quina” quiso
eliminar a Carlos Salinas de Gortari de la carrera presidencial en 1988. Ahora
es el abogado de la familia Guzmán Loera.
circuitocerrado@hotmail.com @HctorMoctezuma1

Advertisement

© 2020 Endirecto