Connect with us

Hi, what are you looking for?



Legislativo

Aunque me cuquen no pelearé con Trump: AMLO

Andrés Manuel López Obrador no quiere pelear con Trump y por ello ni opina del muro ni de los temas bilaterales, como la migración y el TLC.

Confió que , una vez tome posesión el 1 de diciembre, acudirá a la vía diplomática y el convencimiento para abordar todos estos problemas, indicó.

Y mientras, Trump y la Casa Blanca en Washington evalúan estar en México a la toma de posesión de López Obrador, reveló este fin de semana Larry Rubin:

«Hay una relación que se está construyendo fuertemente. Para el presidente Trump, México es una prioridad y definitivamente lo están analizando en la Casa Blanca para hacer posible esté aquí el 1 de diciembre y en su defecto si él no pudiera venir, que esté aquí el secretario de Estado, Mike Pompeo», agregó.

Pompeo visitó a López Obrador el 13 de julio pasado.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Y, luego de reunirse con Ricardo Monrea y Martí Batres, Rubin afirmó que a Washington le interesa estrechar su relación con el Poder Legislativo mexicano, dentro de esta coyuntura de cambio de gobierno.

AMLO por su parte dice:

“Yo espero mantener una buena relación con el gobierno de EU y convencerlos de que el problema migratorio no se resuelve construyendo muros ni con el uso de la fuerza, pero es una labor diplomática, de respeto… no vamos a pelearnos con el gobierno Estados Unidos, no nos vamos a pelear con el presidente Donald Trump.

“No quiero yo la confrontación por más que me estén cucando, no voy yo a caer en ninguna provocación; poco a poco vamos a ir resolviendo todos estos asuntos, nada más tengan confianza”.

Mientras la Patrulla Fronteriza estadounidense informó del inicio del reemplazo de 6.4 kilómetros de cerca fronteriza por barras de acero de 5.4 metros de altura sobre cimientos de 2 metros bajo tierra, como parte de las obras para reforzar la seguridad en la región, ordenadas por el presidente Donald Trump.

Advertisement. Scroll to continue reading.

Este sistema les permite a los agentes de la Patrulla Fronteriza ver hacia la parte mexicana.

“El muro de diseño del bolardo ha demostrado ser beneficioso para la Patrulla Fronteriza para detectar entradas ilegales y el contrabando de narcóticos en los Estados Unidos al proporcionar conocimiento de la actividad al sur del muro”, subrayó la corporación.

Este nuevo tramo inicia justo al oeste del cruce internacional Paso del Norte, en el centro de El Paso, y se extenderá hacia el este hasta el área de Fonseca Road, en el sureste de El Paso.

Se espera que el proyecto de construcción se complete a fines de abril de 2019, a un costo estimado de 22 millones de dólares.

La sustitución de la cerca fronteriza en el área urbana de El Paso es adicional al reemplazo de un tramo de 32 kilómetros de valla que se realiza actualmente al oeste de El Paso, en el área de Santa Teresa, Nuevo México.

Advertisement. Scroll to continue reading.

 

Advertisement
Advertisement