Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

ADRIANA MORENO CORDERO – LA RETAGUARDIA: ¿Qué pretenden AMLO y su partido buscando un Floyd mexicano?; Tren Maya, tan oxidado como la cuarta transformación

“Estás conmigo, estás contra mí”, ese ha sido el discurso permanente del presidente
Andrés Manuel López Obrador, desde sus largos 18 años de candidato, solo que era
mucho más fácil estar en la oposición y señalar errores a los gobiernos que, ¡quién lo
diría!, al paso de los años ha caído en ellos e incluso, los ha recrudecido, siempre en
constantes contradicciones un día sí y al otro también.
De muy mal humor pusieron al Ejecutivo varios aspectos que derivaron en errores en la
primera gira en el marco de su tan llevada y traída nueva normalidad con el semáforo
epidemiológico en rojo, por ejemplo, que el mal tiempo lo persiguiera, ya que la ruta de la
tormenta tropical “Cristóbal” prácticamente le fue “pisando los talones” al tabasqueño y
pasó por agua varios de los eventos que encabezó.
Luego, dió el banderazo de salida a uno de sus elefantes blancos, (¡perdón), una de sus
obras “estrellas”, el Tren Maya, cuyos vagones aparecieron oxidados y llenos de grafitti;
parecían más los de la “bestia”, tren que lleva en sus partes altas a miles y miles de
migrantes desde el sur de México, hasta la frontera norte, camino por el cual, los
sudamericanos pasan cualquier tipo de vejaciones y muchas veces encuentran la muerte.
Pero está visto que el presidente López Obrados prefiere la vuelta a un pasado
anquilosado y como los vagones del tren maya, oxidado.
Y en medio de lo anterior, el tabasqueño se da tiempo para hacerle la guerra a sus
enemigos y en este caso, se trata del gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro.
Independientemente de que el mandatario estatal tuviera errores u omisiones en el caso
de la muerte de Giovanni López, que se dio a conocer un mes después e incluso se le ha
juzgado al Ejecutivo estatal por tener mano dura en su administración, quién podría
olvidar que fue el propio López Obrador el que lo declaró su enemigo acérrimo, producto
de ese odio que tan bien caracteriza al presidente.
Ahí está como prueba de lo anterior que hechos similares de represión se han presentado
en otros estados como Veracruz y Baja California, pero como en dichas entidades
gobiernan morenistas como Cuitláhuac García y Jaime Bonilla, la consigna desde Palacio
Nacional es “no hacer olas” ya que a esos gobernadores no se les toca “ni con el pétalo de
una rosa”.
El fin de semana siguieron las manifestaciones en Jalisco y en esta semana que inicia, el
caso amenaza con ponerse aún más caliente, porque en una de sus gustadísimas
conferencias mañaneras, López Obrador exigió al mandatario jalisicense, que presente

pruebas sobre sus dichos de que “la mano que mece esa cuna” de los disturbios en el
estado, es la del tabasqueño.
A su vez, Enrique Alfaro señaló que el tabasqueño es “gente de bien”, pero está rodeado
por personal violentas. Esto último pudiera interpretarse como que el mandatario
jaliscicense quisiera bajar el tono de esta disputa que se da en momentos de contingencia
sanitaria y más aún cuando los gobernadores de Nuevo León, Jaime Rodríguez; Coahuila,
Miguel Riquelme; Durango, José Rosas Asipuro; Tamaulipas, Francisco García Cabeza de
Vaca; Michoacán, Silvano Aureoles; Colima, José Ignacio Peralta y el propio Alfaro, que
conforman la alianza Noreste-Pacífico, buscan acercamiento con los Ejecutivos estatales
de la Alianza Centro Bajío-Occidente para abordar lo referente a cómo activar la economía
en estas regiones luego de la pandemia de Covid-19, porque es un hecho que no hay
coordinación entre la Federación y los estados ni en este, ni en ningún tema, gracias a la
actitud pasiva y omisa de la administración de la llamada cuarta transformación.
Antes del fin de semana, mucho se comentó por “las benditas redes” que otra de las
“manos negras” detrás de las protestas en Jalisco, pertenecía ni más ni menos que a la
expresidenta de Morena, Yeidckol Polevnsky, quien con cara de ingenua, dijo que muy
disciplinada ella, ha seguido el “quédate en casa”.
¡Qué tiempos aquellos!, por ahí del 2006, cuando Enrique Alfaro, entonces diputado local
por el PRD, junto con el actual diputado federal de Movimiento Ciudadano, Tonatiuh
Bravo Padilla, se sumaron a la toma de la avenida Paseo de la Reforma, cuando López
Obrador perdió las elecciones.
Para el 2018, vino la ruptura entre el tabasqueño y el gobernador de Jalisco, cuando éste
último se fue a Movimiento Ciudadano y se deslindó del hoy presidente, quien desde esa
época se dedicó a descalificar a Alfaro públicamente llamándolo traidor y entonces, se
coló quien fungiera como “súper delegado” de la llamada cuarta transformación en la
entidad, Carlos Lomelí, que más tardó en llegar que en exhibir el cobre por sus
cuestionables manejos ilegales y oscuros.
Hay que recordar que durante todo ese tiempo de descalificaciones, Enrique Alfaro optó
por no contestar las descalificaciones y hasta insultos que le dirigió López Obrador, pero
no pasó mucho tiempo para que la bomba estallara.
La pregunta aquí es: ¿qué pretenden Morena y su partido buscando un Floyd mexicano?
MUNICIONES
*** “Refrendo mi compromiso y obligación institucional, moral y humana de cuidar de las
familias oaxaqueñas”, dijo el gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, quien convocó a la
sociedad del estado, a guardar un periodo de aislamiento total voluntario hasta el 15 de
junio con el objetivo de reducir los contagios de Covid-19 y de esta manera, evitar
fallecimientos. Asimismo, expuso que esta medida es para todo el estado, pero

principalmente para las y los habitantes de la región de Valles Centrales, donde se ha
registrado el mayor número de contagios por el coronavirus. “Esto es lo más importante, –
subrayó el mandatario oaxaqueño-, para que tengamos éxito, enfrentemos y cortemos de
tajo el contagio de esta enfermedad de COVID-19 es la voluntad de las oaxaqueñas y los
oaxaqueños”
*** Será en esta semana cuando el senador del PRD, Miguel Angel Mancera, se reúna con
el presidente de la Junta de Coordinación Política del Senado de la República, Ricardo
Monreal, para aclarar que la presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara Alta, Mónica
Fernández Balboa, disolviera a las bancadas del PES y del Sol Azteca. El senador Mancera
dijo en días pasados que aún no habían sido notificados, así que seguían operando como
bancada.
morcora@gmail.com

Advertisement

© 2020 Endirecto