Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

Adriana Moreno Cordero – LA RETAGUARDIA: El agua y el aceite, nunca se han podido mezclar: Martínez renuncia al IMSS,

Era más que evidente, el agua y el aceite nunca se han podido mezclar y la prueba más
fehaciente de ello, es la renuncia de Germán Martínez Cázares a la dirección del Instituto
Mexicano del Seguro Social, por serias y palpables diferencias “injerencia perniciosa”, dijo,
con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, cuyo titular es Carlos Manuel Urzúa.
Cierto, el agua y el aceite no se pueden mezclar y en política, menos, ni aun cuando antes,
Martínez Cázares dejó las filas de Acción Nacional para sumarse a las de Morena, donde
fue recibido con los brazos abiertos por el mismísimo presidente Andrés Manuel López
Obrador, quien obvio, se colocó del lado que de la Secretaría de Hacienda, al decir desde
Veracruz: “y yo soy muy ortodoxo, muy respetuoso de las decisiones que toma Hacienda”.
Lo que pasa en el fondo es que el tabasqueño defenderá siempre a aquellos funcionarios
que no se atreven a chistar ni a cuestionarle absolutamente nada. No obstante, en este
espacio se ha venido consignando en diversas ocasiones que en el breve plazo, el gabinete
lópezobradorista se cimbrará y la renuncia del ahora exdirector del IMSS, bien puede ser
el detonador; la mecha que seguirá corriendo para que estalle la crisis que López Obrador
minimiza.
No en balde, desde que empezaron sus funciones, se dejó sentir un sobrado temor entre
los integrantes del primer círculo del tabasqueño y que se manifiesta en que no quieren
mover ni un dedo por, más que miedo, pánico, de desatar la ira de su presidente que se
nota que lo suyo, lo suyo, es la venganza contra quien se atreva a contradecirlo, así el país
esté de cabeza.
Cuando estuvo al frente del Comité Ejecutivo Nacional del partido albiceleste, Martínez
Cázares se caracterizó por ser muy duro en contra de los que no eran cercanos al
expresidente Felipe Calderón y menudos pleitos se ganó con otra parte de la militancia de
Acción Nacional, pues él era el principal operador de Calderón Hinojosa, que en todo
momento lo impulsó, hasta que en el 2009, el PAN se llevó tremendo revés electoral.
Entonces, el hoy flamante morenista de sangre azul, se retiró de los reflectores políticos.
Tiempo después, cuando llegó al Senado de la República bajo las siglas del partido del
presidente, al pedir licencia a su escaño para irse a ocupar la titularidad de IMSS, el
exdirigente albiazul, dirigió un lacrimógeno discurso en el que recordó cuando en su natal
Quiroga, Michoacán, solo había una clínica para atender a la población más desprotegida
y cómo eso lo había movido para atender su nueva responsabilidad con todo su ser.
¿Será?
En otra parte de su alocución señaló: “lo quiero dejar claro, sé perfectamente a donde
voy; sé perfectamente contra quienes voy”. Y si bien se refería a aquellos que lucran con
el dolor, sus palabras parecieron significar lo contrario pues se nota que en realidad, no

sabía con quién se enfrentaba; militantes de Morena a los que no les cayó nada bien su
llegada y su cercanía con López Obrador, a quien antes había atacado duramente.
Por lo pronto, en la sesión de hoy en la Comisión Permanente del Congreso de la Unión, la
oposición en esa instancia legislativa pedirá la comparecencia del secretario de Hacienda,
sí, de ese que hace ya varios meses propuso que los abuelos se quedaran a cuidar a sus
nietos, cuando su presidente canceló el programa de Estancias Infantiles, simple y
sencillamente, porque fue en tiempos de Felipe Calderón cuando se implementó.
Los coordinadores en la Cámara Alta, Mauricio Kuri, del PAN; Miguel Angel Mancera, del
PRD; Miguel Angel Osorio Chong, del PRI y Dante Delgado, de Movimiento Ciudadano,
celebraron la decisión de Martínez Cázares de haber renunciado para no someterse a los
caprichos tanto del presidente, como del responsable de las finanzas públicas y además
porque contra lo que se pueda pensar, el tabasqueño tiene pensado “reventar” al IMSS.
El rumor que corrió por las redes horas después de la dimisión del expanista a la
titularidad del Instituto, es que Humberto Mayans Canabal estaba en la mira para
sustituir a Martínez Cázares, sin embargo, se supone que declinó, no obstante, el que sí
podría llegar es ni más ni menos que su hermano, Fernando Mayans. En fin, como un
despreocupado López Obrador dijo que si algo le sobraba para designar al sucesor del
expanista, era gente capaz, seguramente nombrará a algún inexperto, acaso vendedor o
vendedora por catálogo, que no hará más que agravar la de por sí frágil situación del
IMSS.
Finalmente y respecto al extitular del Instituto, habrá que ver que en caso de regresar al
Senado de la República, como lo reciban los que se supone que serían sus compañeros de
bancada. Lo que se ha consignado en este espacio en diversas ocasiones, sigue siendo
aplicable para el caso: la ira del presidente López Obrador, será implacable.
MUNICIONES
*** Según se sabe, durante la reunión que el gobernador de Querétaro, Francisco
Domínguez, sostuvo esta semana con el presidente López Obrador, se lograron definir las
rutas para implementar un acuerdo para la concordia, combatir la corrupción, apoyar el
crecimiento económico y pacificar al país. Dicen los enterados que el jefe del Ejecutivo vio
con tan buenos ojos la disposición de la CONAGO que ofreció apoyar los planes de
infraestructura que tiene cada estado; y que, incluso, les dio vía libre para coordinarse con
Banobras, cuyo titular es Jorge Mendoza, para poner en marcha a la brevedad los
proyectos prioritarios de cada entidad.​
*** ¡Qué maneras tan burdas de hacerse publicidad! No puede decirse otra cosa cuando
Ricardo González, mejor conocido como el payaso “Cepillín”, se dejara ver por la Refinería
“Lázaro Cárdenas”, de Minatitlán para agradecer al presidente el que la haya rehabilitado
y ahora, -según él-, esté trabajando al cien por ciento. ¿Querrá “Cepillín” que lo reciba el
“sargento Cuícaras”, es decir, el gobernador veracruzano? Se sabe que directivos de
Pemex, -paraestatal a la que González se cansó de echarle porras-, se molestaron por la

visita del payasito y luego de esto se preguntaron: ¿qué sigue, Platanito gobernando
desde Palacio Nacional?
*** Como dice un conocido refrán, “ver para creer”, pero en esta llamada cuarta
transformación, todo puede pasar y por si alguna duda había de que López Obrador es un
mandatario autoritario, hay que reparar que la destacada directora de cine María Novaro,
cabeza de IMCINE, fue regresada de Cannes porque no le pidió permiso al presidente para
poder viajar a ese Festival de Cine Internacional. ¡Qué tal!
morcora@gmail.com

Advertisement

© 2020 Endirecto