Connect with us

Hi, what are you looking for?

De los bad hombres a los great hombres y mujeres mexicanos. Así se puede resumir el
discurso que ofreció el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, en el Jardín de las
Rosas de la Casa Blanca, estando como testigo de honor ni más ni menos que su
homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, después de la reunión privada que
tuvieron ambos mandatarios y posteriormente, con las comitivas de cada uno de ellos.
Bien puede concluirse que el discurso del presidente norteamericano, -que por cierto, fue
más breve que el del tabasqueño-, se quedó solo en eso; en pura palabrería, pues en los
hechos, quien aspira a reelegirse en la Casa Blanca, ha continuado con los ataques en
contra de los migrantes mexicanos a los que ha dejado a su suerte y lo más probable es
que luego de la visita del tabasqueño a Washington, aun como candidato, Trump retome
su discurso para arremeter contra los mexicanos, a los que considera violadores y
criminales y no tendría por qué cambiar de opinión.
Debido a lo anterior, no deja de sorprender el discurso de López Obrador en la Casa
Blanca, ante los reporteros, en el que se deshizo en elogios hacia el mandatario
norteamericano, tras de quien caminó hasta de manera sumisa todo el tiempo que
estuvieron juntos y, con eso de que en muchas ocasiones habla más el lenguaje corporal,
pues se pudo apreciar la estatura de “estadista” que tiene López Obrador frente al
poderoso presidente Trump, ¿o no?
Bueno, en suma, el presidente de México señaló que Trump se ha portado con nuestro
país con gentileza y cada vez mayor respeto; que no ha pretendido tratarnos como una
colonia. Le agradeció en tres ocasiones la comprensión que ha tenido Trump hacia
México y subrayó que es con el diálogo como se pueden resolver las diferencias ya que las
ideologías de uno y de otro mandatario, pese a ser opuestas, no han representado
obstáculo alguno para incluso, ser amigos. ¿Será?
Diversos analistas coinciden en que el discurso del tabasqueño en el que la referencia
histórica no estuvo ausente, sobre todo a los expresidentes Benito Juárez, Lázaro
Cárdenas del Río y Franklin D. Roosevelt fue, sin duda muy, demasiado, elogioso y aunque
fue leído, se detectó cierto temor para tocar por ejemplo, el tema de los migrantes.
Muy atrás quedaron aquellos tiempos en los que López Obrador candidato, se ufanaba en
calificar como neofascista la estrategia del presidente Trump en la que estigmatiza a los
mexicanos en una forma semejante en la que Hitler estigmatizaba a los judíos. Ahora sí
que no es lo mismo de lejos que de cerca.

Desde luego, no se trata de atizar el fuego, -como acostumbra el propio López Obrador-,
para que ambos presidentes se enfrentaran, pero entonces la lección que deberá
aprender el tabasqueño, es que no puede abusar de sus discursos incendiarios; es
evidente que en Estados Unidos no puede hacer lo mismo que acostumbra aquí en
México, es decir, dividir y polarizar.
En la breve visita de López Obrador a Estados Unidos, pequeños grupos se manifestaron
tanto a su favor como en su contra en ejercicio de su pleno derecho, sin embargo, no
pudo evitar el gesto de molestia cuando se pudo percatar que del otro lado de la frontera,
ya hay quienes lo rechazan. No tanto le desagradó, en cambio, que siempre estuvo a las
órdenes de Trump quien, como se asentó en este espacio en anterior entrega, lo ve por
encima del hombro y hasta le “truena” los dedos.
A propósito, a lo mejor alguien sale regañado en el equipo de logística de López Obrador
por aquella fotografía que circuló por “las benditas redes”, en las que está admirando el
magno monumento al presidente Abraham Lincoln, a donde depositó una ofrenda floral.
Se ve el tabasqueño tan, pero tan chiquito, que se pudo medir la estatura de “jefe de
Estado” que tiene López Obrador.
MUNICIONES
*** Alfonso Durazo Montaño, encargado de la seguridad pública del país, demandó de los
tres niveles de gobierno el apoyo coordinado para mejorar sustancialmente los salarios de
los policías municipales y homologar sus sueldos. El llamado del titular de la SSPC es
porque reconoció que históricamente el crimen organizado ha crecido de la mano de la
protección policiaca, política y hasta administrativa, por ello hay que romper con esa
complicidad mediante el fortalecimiento y profesionalización de los guardianes del orden
locales. Durazo Montaño urgió a las autoridades estatales y municipales a establecer
también estrictos exámenes de control de confianza a fin de lograr la depuración de los
cuerpos de seguridad e identificar y separar a quienes contribuyen con la delincuencia.
Comentó el funcionario federal que el problema de la inseguridad obliga a actuar de
manera abierta, sin prejuicios políticos y sin politizar el tema en la suma de esfuerzos para
rendir las mejores cuentas a la ciudadanía. Insistió en reconocer el trabajo de los buenos
policías municipales y dignificar su labor, ya que ellos son el primer eslabón de proximidad
con la población. También propuso fortalecer la capacidad de investigación de los policías
municipales para enriquecer la posibilidad de judicialización de los delincuentes y evitar el
efecto de la puerta giratoria, la cual posibilita la exoneración de presuntos responsables
por la eventual corrupción de ministerios públicos o juzgadores.
*** A la callada, la pareja que conforman el vapuleado John Ackerman y la encantadora
titular de la SFP, Irma Eréndira Sandoval están por colar al Consejo General del INE, ni
más ni menos que a una de sus colaboradoras cercanas y se trata de la Titular de la
Unidad de Apoyo Operativo del Instituto Federal de Defensoría Pública, Diana Talavera

Flores. Esta Unidad de Apoyo Operativo, depende del organismo que dirige el hermano de
la secretaria de la Función Pública, Netzaí Sandoval Ballesteros, y a donde han llegado a
laborar diversos personajes cercanos a ese círculo familiar. El asunto se torna aún más
interesante si se toma en cuenta que Ackerman, pertenece al Comité Evaluador de los
aspirantes a convertirse en consejero electoral; por lo que el polémico “doctor Houses”,
será el encargado de evaluar la idoneidad de quien actualmente administra la operación
de la oficina de su cuñado y, cómo le va a decir que no a su familia política.
morcora@gmail.com

Advertisement

© 2020 Endirecto