Connect with us

Hi, what are you looking for?

Columnistas

ADRIANA MORENO CORDERO – LA RETAGUARDIA: Cárdenas, tiene boca de profeta; advierte lo que puede pasarle a la 4T

Se dice en los corrillos políticos que Cuauhtémoc Cárdenas tiene “boca de profeta” y
ejemplos para comprobarlo, hay varios. Cuando el ingeniero dejó las filas de partido que
había fundado, el de la Revolución Democrática, -en noviembre del 2014-, advirtió sobre
lo que le ocurriría a dicho instituto político y a quienes se adueñaron de él –los famosos
“Chuchos”, Zambrano y Ortega-, al paso del tiempo.
En su renuncia, Cárdenas Solórzano, entre otros motivos, subrayó las cada vez más graves
diferencias en las medidas que debían adoptarse “para recuperar la credibilidad de la
organización y, de manera especial, de sus dirigentes ante la opinión pública,
indispensables para lograr su reposicionamiento como una verdadera opción política de
carácter y alcances nacionales, única forma en que le sea útil al país”.
Más tardó en irse el ingeniero del Sol Azteca, que ese instituto político entrara en lo que
fue la ruta –directa y sin escalas-, de su debacle. Como ya se consignó en líneas anteriores,
Jesús Ortega, Jesús Zambrano, Héctor Bautista y Carlos Navarrete, se adueñaron de la
dirigencia de ese partido y todo se les fue en tomar decisiones erráticas. Tiempo después
y para las elecciones presidenciales del 2018, se les ocurrió repetir el experimento de
intentar juntar el agua con el aceite, es decir la alianza entre el PRD el PAN y todo acabó
yéndose por tierra.
Y se subraya, Cuauhtémoc Cárdenas tiene boca de profeta porque recientemente, desde
Zumpango, Estado de México, dirigió una certera crítica ni más ni menos que al presidente
Andrés Manuel López Obrador, al señalar:
“Yo no veo hasta este momento una propuesta integrada de cómo recuperar el
crecimiento de la economía y esto es fundamental para que el país pueda contar con los
recursos necesarios para enfrentar y resolver los muchos problemas que se tienen. El
gobierno federal no se dice en donde debe ir la inversión, dónde debe acompañarse la
inversión pública de la inversión privada ni donde tendrían mayor impacto las inversiones
en el terreno productivo”.
O sea, el ingeniero coloca “el dedo en la llaga”, porque los mismos resultados negativos
vio en el terreno educativo y especialmente en cuanto a la migración, donde concluyó que
este gobierno de la llamada cuarta transformación, le hace el trabajo sucio al de Estados
Unidos, esto es, México está completamente doblegado. Y de pasada, Cárdenas remató:
la administración que encabeza López Obrador, no encarna ni de lejos a la izquierda.

Menudo coraje entripado hizo el Ejecutivo al que es bien sabido, no le gustan ni los
contrapesos ni las críticas, especialmente cuando éstas son constructivas y objetivas como
las del ingeniero.
En su gustadísima conferencia de prensa mañanera, el tabasqueño hizo exactamente lo
mismo, ¡qué curioso!, como cuando le preguntaron sobre los ataques y amenazas del
presidente Donald Trump, evadir, pero además, se detectó en el tabasqueño un cierto
temor por lo que Cárdenas Solórzano advirtió que le puede ocurrir a Morena y en general
a la llamada cuarta transformación si sigue incurriendo en tantos errores, empezando por
el de su división interna, que se ve que no podrá resolver ni el mismísimo presidente.
No sin antes dejar sentado que respeta mucho al ingeniero Cárdenas, el presidente dijo
que no estaba como para polemizar y esta actitud resulta lógica. Muy harto y cansado se
le ha visto en los últimos días a López Obrador, sobre todo, después de que el gobierno de
Estados Unidos girara sus apreciables instrucciones para que el expresidente de Bolivia,
Evo Morales saliera inmediatamente de México, a cambio de que Donald Trump,
reconsiderara nombrar como terroristas a los carteles mexicanos. Entonces como lo dijo el
ingeniero Cárdenas ¿no que nuestro país no le hace el trabajo sucio al poderoso vecino del
norte?
Y en esto último, por cierto también va de por medio la negociación del T-MEC. Por ello el
siempre flamante Secretario de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard,  el subsecretario
para América del Norte, Jesús Seade y la secretaria de Economía, Graciela Márquez, se
reunieron ayer por la tarde con senadores encabezados por el presidente de la Junta de
Coordinación Política, Ricardo Monreal y la presidenta de la Mesa Directiva de esa
instancia legislativa, Mónica Fernández Balboa, para para revisar los avances en la
ratificación del nuevo acuerdo comercial.
Por cierto, no dejó de llamar la atención que estuvieran la panista, Josefina Vázquez
Mota; Claudia Ruiz Massieu, del PRI y el exjefe de gobierno de la CDMX, Miguel Angel
Mancera.

MUNICIONES
*** El sábado, Claudia Sheinbaum rindió su primer Informe de Gobierno al frente de la
Ciudad de México. Nada nuevo bajo el sol, según ella, puros logros ha tenido y va muy
bien. Así, como para recibir la “bendición presidencial”, la jefa de Gobierno contó con la
asistencia del canciller Marcelo Ebrard, ante quien Sheinbaum Pardo dijo que la
inseguridad en la capital de la República, había bajado, (¡sí, cómo no!). Sin embargo, la
realidad le calló la boca a la funcionaria de la llamada cuarta transformación cuando a
unas cuantas cuadras de Palacio Nacional, en la calle de Moneda, se registró un pleito en
el que cinco personas resultaron muertas, entre ellas, un exmilitar que portaba arma.
*** ¿Y como para qué el presidente de lo que aún queda del PRD, Angel Avila, pretende
que el Instituto Nacional Electoral organice los comicios internos para renovar su

dirigencia en abril del 2020? Bueno, es que el Sol Azteca quiere “pescar” algo en las
elecciones que el año entrante se realizarán en Coahuila e Hidalgo y para ellos intentará
construir alguna alianza.
*** Hace bien el actor Gael García Bernal en anunciar que no volverá a votar por López
Obrador. El es uno de los muchos arrepentidos como Susana Zavaleta y Joaquín Cossío, lo
que pasa es que el protagonista de “Y tu mamá también” se resiste a aceptar que se
equivocó. ¡Qué tal!
*** Este año cerrará para la maestra Elba Esther Gordillo, bien y de buenas. Su
organización, Redes Sociales Progresistas (RSP), alcanzó los requisitos mínimos para
convertirse en partido político nacional pues ya cuenta con el mínimo de 20 asambleas
estatales con al menos 3 mil asistentes.
morcora@gmail.com

Advertisement

© 2020 Endirecto