Connect with us

Hi, what are you looking for?

A diferencia del secretario de Educación Pública, Esteban Moctezuma que a los inicios de
su comparecencia, cuando el presidente de la Mesa Directiva del Senado de la República,
Eduardo Ramírez, le solicitó que se quitara el cubrebocas para poder hablar más claro y el
titular de la SEP se negó para poner el ejemplo, la flamante secretaria de Energía, Rocío
Nahle, de inmediato se quitó el cubrebocas para poder hablar más fluido durante su
comparecencia ante la comisión de Energía de la Cámara Alta. Argumentó que había sana
distancia y que entonces podía hacerlo, sin embargo, a la funcionaria no le fue tan bien
pese a la mayoría morenista, porque lo único que hizo en esa jornada, fue ratificar que es
tan leal como ciega a su jefe, el presidente Andrés Manuel López Obrador.
Ahora sí no presumió la flamante funcionaria de que los árabes le habían aplaudido por su
labor al frente de la SE, a lo mejor porque ya reparó en que lo que hacían, era burlarse de
ella, solo que en su momento, no la pescó.
Y pese a que hace unas semanas, la Suprema Corte de Justicia de la Nación suspendió el
acuerdo publicado por la dependencia mediante el cual se emitió la política de
confiabilidad, seguridad, continuidad y calidad en el sistema eléctrico nacional, dado a
conocer el 15 de mayo de este año, la funcionaria defendió “a capa y espada” la
anquilosada política en la materia del presidente, que está empeñado en revivir algo tan
anticuado y contaminante como usar carbón para generar energía y no quiere saber nada,
en esas obsesiones que le dan cada vez más seguido al tabasqueño, de las energías
limpias.
“El Ejecutivo será respetuoso de la ley en todo momento, pero es claro que tenemos que
garantizar la seguridad nacional del sistema eléctrico nacional", señaló la señora Nahle.
Y no le fue tan bien porque aunque se resistió, la secretaria de Energía tuvo que ver la
triste realidad que en la materia tiene esta llamada cuarta transformación. Por ejemplo, el
senador panista Ismael Cabeza de Vaca, en su participación le dijo que “a dos años de la
actual administración federal, usted ha encabezado una de las políticas más
contradictorias que más afectaciones tendrá en nuestro país, a corto y a largo plazo. En
cuanto al sector de hidrocarburos, ha hecho de México más dependiente de los Estados
Unidos de América con un 70 por ciento de las importaciones de gasolina, también el gas
natural.
Basta recordar que el 94 por ciento del gas que se importa proviene de nuestro mismo
país vecino del norte, Estados Unidos, y mientras otros países con recursos de gas natural
cuentan con reservas de almacenamiento que van desde los 25 hasta los 150 días, México
apenas llega a los dos días de almacenamiento… este Gobierno central, se empeña en

hacernos más dependientes de nuestro país del norte, pero al mismo tiempo y en un
sinsentido ponen en riesgo constante nuestra relación comercial”.
Por su parte, el senado priísta Jorge Carlos Ramírez Marín, manifestó  su preocupación
porque en México, existe una evidente falta de plantas de energías limpias y cuestionó al
gobierno federal qué hace para proteger a la población de las emisiones y del riesgo que
representa seguir consumiendo combustibles fósiles, que está acreditado, tiene un alto
impacto negativo en la salud, pero eso no parece importarle ni a la secretaria Nahle, ni al
presidente.
En cambio, la titular de Energía, por consigna y para complacer a su jefe, desde luego que
no podía olvidar defender uno de los elefantes blancos reumáticos del tabasqueño, la
Refinería de Dos Bocas, bajo el argumento de que México necesita ser autosuficiente en
producción de gasolinas y rematar diciendo que el sector energético no se abrirá a
privados porque esta inversión para Pemex no ha sido rentable.
Ahora, aprovechando que viene el tradicional Día de Muertos, podría decirse que
Petróleos Mexicanos es un cadáver que todavía deambula por el país, y luego quien la
dirige, otro silente de esta llamada cuarta transformación, Octavio Romero Oropeza, un
agrónomo que no tiene más méritos que ser cercano al tabasqueño, pero nada más.
MUNICIONES
*** “La lucha por estar vivas”, bajo ese lema, ayer tuvo lugar el lanzamiento de la
campaña “Vivas y Libres”, que encabezó Lourdes Motta. Las participantes, como Sara
Cabello, dieron cifras dramáticas sobre la violencia y abuso a la que son sometidas las
mujeres en nuestro país. Un 12 por ciento de les mujeres que fueron sometidas a tener
relaciones sexuales, son menores de edad de alrededor de 10 años, mientras que un 30
por ciento oscilaban en la edad de 12 y 14 años. Desafortunadamente, la mayoría de las
violaciones se dan por parte de familiares y las niñas vejadas callan para no romper el
vínculo familiar; lo peor, es que se haga una costumbre, algo “normal”; ahí está que el
99.7 por ciento de los casos de abuso sexual no son denunciados. Por su parte, Angie
Contreras explicó que en muchos estados del país, se criminaliza a las mujeres por
practicarse un aborto. Otra de las participantes, Tessa, hizo hincapié en que “crecí con la
idea errónea de que mi cuerpo me pertenecía, cuando en realidad, estas decisiones están
siendo tomadas por una autoridad patriarcal. Bárbara Redondo, señaló que hoy en México
se vive una situación de mucha preocupación, “15 millones de niñas y niños serán víctimas
de abuso sexual; once niñas no llegarán a casa y 4 serán asesinadas. El 40 por ciento de las
mujeres forman parte del mercado laboral y trabajan un promedio de 13 horas al día, más
que los hombres y por un menor sueldo. La médico Nelly Cristina Pérez, manifestó que el
aborto en México, se da en condiciones de riesgo, “México es número uno con embarazos
adolescentes de niñas de 10 a 14 años y es consecuencia comúnmente de una violación.
Por todo lo anterior, subrayó Lourdes Motta, esta campaña está basada en la unión para
dar una plataforma de lucha para defender los derechos de las mujeres.
*** Un llamado al gobernador de Sinaloa, Quirino Ordaz, resulta muy conveniente ya que
el barco  “Tamara”  de pesca atunero  Azteca, en días pasados arribó  a Mazatlán con poco

más  de 20 contagiados  de Covid-19.  Las autoridades llegan demasiado  tarde  y los que
padecen alguna  comorbilidad  como diabetes, hipertensión  y obesidad, están en muy
grave riesgo y  podrían  fallecer. Antes de partir  a la mar, es costumbre de los marineros
irse a divertir  a los antros, bares, estadios, playas  y cantinas en esta época de pandemia,
sin ninguna medida sanitaria, es decir, ni cubrebocas ni sana distancia, de tal forma que
nadie sabe quién  se sube al barco  contagiado.  El propietario  del “Tamara”,  es Leovi
Carranza, que prácticamente no ha hecho nada ante esta delicada situación, por eso urge
que el gobernador  se ponga las pilas como autoridad  sanitaria estatal.
morcora@gmail.com

Advertisement

© 2020 Endirecto