Connect with us

Hi, what are you looking for?

Fecha emblemática la de ayer ni más ni menos que para el expresidente Enrique Peña
Nieto, porque el 20 de julio del año 2020, celebró, -si es que pudo-, su cumpleaños
número 54 y nunca supuso, ni en sus más lejanas pesadillas, que llegaría a esta
conmemoración en circunstancias tan difíciles para él. Con el partido que lo llevó al poder,
el PRI, acabado, pero eso es lo de menos; lo de más es que uno de sus hombres más
cercanos, Emilio Lozoya Austin, se encuentra ya en México de alguna manera, gozando de
privilegios y beneficios que le dará brindar información a la llamada cuarta transformación
sobre los escándalos que se ciernen sobre su persona, pero sobre todo, nombres y más
nombres.
De hecho, por el twitter se colocó uno intitulado: “Feliz Cumpleaños EPN” y realmente
muy pocos se atrevieron a poner una felicitación al exmandatario. Los tiempos de
lealtades igualmente quedaron rezagados en el pasado.
Lo más probable es que el político mexiquense estará desde lejos siguiendo este
expediente que de un momento a otro lo podría involucrar a él como a parte de su
equipo. ¿Cuántos la librarán?, ¿cuántos no?
Y para estar un poco más claros en la situación que desde un Hospital de la zona sur de la
Ciudad de México guarda el exdirector de Pemex, el presidente de la Junta de
Coordinación Política del Senado de la República, Ricardo Monreal Avila, explicó en
conferencia de prensa que “cualquiera que tenga información valiosa puede acogerse a
este principio y a este beneficio que la Constitución y la ley previenen”. O sea y como lo
dijo el mismísimo presidente Andrés Manuel López Obrador, Emilio Lozoya se ha
convertido en un testigo protegido.
El también coordinador de la bancada de Morena en la Cámara Alta, señaló que, “el
criterio de oportunidad es una figura jurídica que, a través de información que
proporcione el presunto responsable, pueden extinguirse penas e incluso acortársele
procesos o acortársele la pena a la que podría estar sometido por la comisión de delitos. Y
este beneficio también alcanza a familiares y a personas de afinidad que hubiesen estado
en ese proceso de delincuencia”, de lo cual puede deducirse que la familia del exdirector
de Pemex, también estaría salvada.
Con razón no solo en los corrillos políticos mucho se comenta que Emilio Lozoya Thalman,
padre de Lozoya Austin, presuntamente habría negociado con anterioridad beneficios
para su hijo.

MUNICIONES
*** El clima pre electoral en San Luis Potosí, está intenso. La alianza que han establecido
Morena y el Partido Verde, que abandera el diputado federal Ricardo Gallardo Cardona,
por la gubernatura del estado, suma 60.8 por ciento de las simpatías de los potosinos. El
Gabinete de Comunicación Estratégica, dio a conocer los resultados de un ejercicio
denominado Clima Electoral San Luis Potosí, que muestra una ventaja de 36.6 puntos
porcentuales del diputado Gallardo sobre su más cercano competidor, el panista Xavier
Nava, que alcanza el 24.2 por ciento de las preferencias, eso, si se concreta una posible
alianza PAN-PRD. Mientras que el PRI esta relegado al tercer lugar, con lo que se considera
que los mejores tiempos del tricolor, han quedado muy atrás. De cualquier manera, los del
tricolor se lanzarán a la competencia como candidato Gustavo Ponce Orozco como
abanderado, quien obtiene apenas el 15 por ciento de la preferencia de los encuestados
que respondieron a la pregunta de por quién votarían si hoy fuera la elección de
gobernador. Ricardo Gallardo también se impuso con el 61.8 por ciento, en el caso de que
tuviera que enfrentar una alianza PAN-PRI-PRD, que juntos, estos tres institutos políticos
alcanzan un 38.2 por ciento. Respecto al nivel de conocimiento que los potosinos tiene de
los virtuales candidatos, Ricardo Gallardo obtuvo el 42.1 por ciento; Xavier Nava, 14.6;
Esteban Moctezuma, actual secretario de Educación Pública, 11.6, y Octavio Pedroza 5.9.
*** Hay analistas que estiman que los videos publicitarios que difundió el Cartel Jalisco
Nueva Generación en redes sociales el fin de semana pasado y que fueron magnificados
por los medios de comunicación, no son propiamente una declaración de guerra ni
necesariamente fueron hechos luego de la visita del presidente López Obrador a la tierra
del gobernador Enrique Alfaro. Se dice por ahí que se trataría, en todo caso, de una
producción atemporal que se puede utilizar repetidas veces con audios distintos,
dependiendo de la ocasión. En el caso que nos ocupa, lograron su objetivo de hacerse
difusión a través de los medios; crear miedo en la población y “mostrar músculo” ante los
legos, porque un estado de fuerza de 80 sicarios, no amedrenta a ningún Ejército regular.
Así pues, los avances de López Obrador en cuanto a la coordinación con los estados, no se
ven afectados por ese evento propagandístico. Más aún, ayer que fueron presentadas las
cifras de incidencia delictiva del semestre, al menos hay una baja sostenida en delitos
como robo, secuestro y extorsión, además de mantenerse contenido el homicidio doloso.
Ahora, el gabinete de Seguridad, encabezado por Alfonso Durazo Montaño, deberá

trabajar en mejorar no sólo los números, -que lo han hecho-, sino en la percepción de
inseguridad, algo muy subjetivo pero que pega en el imaginario colectivo.
*** Por otra parte, dos enemigos son a los que le tiene muchísimo miedo, o, ¿de qué otra
forma se podría llamar?, el presidente López Obrador. Ambos, distantes el uno del otro.
Todo indica que el primero es el Cartel Jalisco Nueva Generación, que comanda Nemesio
“el Mencho” Oceguera y el otro, el recién visitado presidente de Estados Unidos, Donald
Trump, quien de manera certera le ha dado varias puñaladas por la espalda al tabasqueño
luego de su fugaz visita a tierras norteamericanas, mientras éste, en su gustadísima
conferencia de prensa, evade tanto en uno como otro tema, y dice que en el caso de la
Casa Blanca, de plano, no se va a enganchar en pleitos contra su dizque “amigooouuu”.
*** No pasa día en que el flamante subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud,
Hugo López Gatell, no se gane más enemigos. El gobernador morenista de Tabasco, Adán
Augusto López, de plano, ya lo alucina y ayer dijo por ejemplo, que las cifras en cuanto a
camas para atención del Covid-19, no coinciden; con razón López ya no aguanta al otro
López. Ayer se le fueron encima los empresarios refresqueros porque López Gatell hizo un
llamado a no consumir tanto lo que llamó “veneno embotellado”, ya que México ocupa el
primer lugar en el consumo de este tipo de bebidas. Resulta que la Asociación Nacional de
Productores de Refrescos y Aguas Carbonatadas (Anprac), reprobó la estigmatización
hecha por el flamante funcionario del producto y le hizo un llamado a un “diálogo
respetuoso y constructivo”.
morcora@gmail.com

Advertisement

© 2020 Endirecto