Connect with us

Columnistas

ADRIANA MORENO CORDERO – LA RETAGUARDIA: AMLO trae “entre ceja y ceja” a gobernadores panistas; ¿cómo le irá a Martín

Tal parece que la más reciente consigna que trae “entre ceja y ceja” el presidente Andrés
Manuel López Obrador, es en contra, ni más ni menos, que de los gobernadores del PAN.
Como prueba, está la gira que realizó el fin de semana el mandatario, donde estuvo
primero en Chihuahua, donde gobierna el panista Javier Corral, que se llevó una rechifla.
De ahí, AMLO se fue para Durango, a donde lo acompañó José Rosas Aispuro y también le
propinaron senda rechifla. Se supone que hoy, después de su conferencia mañanera,
viajará a Aguascalientes, donde gobierna el panista Martín Orozco, entidad a la que por
cierto, no le fue nada mal a Acción Nacional en los comicios del pasado dos de junio,
porque los panistas vivieron una especie de “día de campo”. De cualquier manera la
pregunta es: ¿cómo le irá al mandatario hidrocálido con el presidente?
Lo que puede esperar para hoy Orozco, es que le propinen una rechifla, al igual que le
hicieron a Corral Jurado y al “Güero” Rosas Aispuro, estrategia orquestada por el
mismísimo presidente López Obrador, que al presenciar la “música de viento” dedicada,
en este caso, a mandatarios albiazules, recorre con la mirada a los asistentes, con una
sonrisa que pretende ser malévola.
Sin duda lo que le hizo el tabasqueño al gobernador de Durango, fue una muy mala
jugada. Ahora que muchos suponían que las ridículas encuestas “patito” que instrumentó
la llamada cuarta transformación estaban suspendidas indefinidamente, resulta que
AMLO echó mano de uno de estos ejercicios aberrantes para suspender una importante
obra que beneficiaría a los habitantes de la Comarca Lagunera, como es la construcción
del Metrobus.
Así, en una consulta “a mano alzada” que aplicó el presidente en un mitin al que ni
siquiera asistieron quienes habitan en esa parte de Durango, colindante con Coahuila, le
dio por tirar a la basura al tabasqueño, alrededor de 450 millones de pesos de un proyecto
que por cierto, no es federal.
Lo bueno, es que Rosas Aispuro identificó muy bien a quienes ayudaron a organizar este
“cuatro” que el presidente le puso al gobernador duranguense, y se trata de la presidenta
municipal electa de Gómez Palacio, la morenista Marina Vitela, que quiso aprovechar la
ocasión para quedar bien con su líder supremo, así como un grupo de choferes de la zona,
que con la construcción del Metrobús verían seriamente afectados sus intereses.
Como es bien sabido, el gobernador duranguense de plano, se le enfrentó al presidente al
señalar en su discurso y ante los abucheos, que los seguidores de AMLO, responden a
intereses oscuros.
Posteriormente y conjuntamente con el líder del PAN, Marko Cortés, hizo pública la
posición de los mandatarios estatales albiazules al señalar que: “los Gobernadores de

#AccionNacional repudiamos los abucheos organizados por Morena en contra de
opositores. Las giras presidenciales deben dejar de ser eventos de campaña. No
admitiremos más manipulación. Exigimos respeto o actuaremos en consecuencia".
Ya se consignaba en este espacio en anterior entrega que era urgentísimo que alguien le
recordara al tabasqueño que ya no estaba en las épocas de campaña, pero por lo visto, así
pretende López Obrador resolver todo, pero no siempre podrá echar mano de esta
estrategia.
El coraje que trae “atravesado” el presidente, es que ya se dio cuenta que el PAN es el
único partido que tiene posibilidades de convertirse en una oposición real a la
“aplanadora” morenista.
Para ratificar lo anterior, habría que recordar algunos datos. Luego de las elecciones del 1
de julio del año pasado, Acción Nacional se vino abajo y parecía que se desmoronaba
porque llegó a tener una preferencia que apenas llegaba a un 9 por ciento.
Después de los más recientes comicios, los del 2 de junio pasado, Acción Nacional captó
una preferencia que repuntó, para llegar a alrededor del 23 por ciento, y si bien perdieron
dos importantes gubernaturas como son Baja California y Puebla, en términos reales,
obtuvieron un mayor número de votos que Morena.
Para explicarse este último fenómeno, los panistas reflexionaron en que en el caso de Baja
California, el partido albiceleste llevaba 30 años en la gubernatura y la ciudadanía,
siempre quiere en algún momento un cambio, amén de que la labor desplegada por el
actual gobernador, Francisco “Kiko” Vega, no fue la mejor.
Sin embargo, hay que recordar que en Baja California, la gubernatura que ganó Morena,
será solo de dos años e indudablemente, Oscar Vega Marín quien fuera candidato de ese
partido a la gubernatura, volverá a contender porque se trata de un buen cuadro de
Acción Nacional y esta primera contienda podría considerarse un ensayo para él.
Respecto a Puebla, no faltan los analistas que aseguran que en ese estado, el panismo era
el exgobernador Rafael Moreno Valle, por lo que a la muerte del exsenador y la
gobernadora Martha Erika Alonso, el PAN se desdibujó.
Además, por otro lado, desde ya trabaja López Obrador para aparecer en las boletas de las
elecciones del 2021 y para ello modificará la Ley Electoral, bajo el pretexto de la
revocación de mandato porque ya se dio cuenta que pesa más la marca AMLO que la
marca Morena y teme que si no apareciera su fotografía en dichos comicios, entonces su
partido podría sufrir un serio revés, sobre todo ahora que su dirigente, Yeidckol
Polevnsky, está en el ojo del huracán, con eso de que en plena época de austeridad,
alquila aeronaves para protegerse, -según ella-, de las amenazas de muerte que recibió.
Con razón se dice que el presidente ya se distanció de ella; no cabe duda que en el
gabinete lópezobradorista, “el que la hace, la paga”.
MUNICIONES

*** El secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Spriu, por más intentos
que hace por sonreír, no le sale. Cada vez es más sonado que el presidente le pedirá de un
momento a otro su renuncia, por los evidentes errores que ha venido cometiendo con
respecto al Aeropuerto de Texcoco, el mismo que la llamada cuarta transformación quiere
inundar. El titular de la SCT, sentenció que el proyecto del Aeropuerto en Texcoco está
totalmente cancelado y desmintió que vaya a dejar su cargo, “lo leí en algún periódico de
chismes y me da mucha risa”, ¿será? Agregó que va a seguir trabajando si el presidente así
lo considera y el cuerpo aguanta y, ¿aguantará?
*** Una buena observación al Plan Nacional de Desarrollo, la hizo el coordinador de los
diputados panistas, Juan Carlos Romero Hicks, quien señaló que en materia de economía
el país es una pista de hielo con una capa tan delgada, que ya no se pueden hacer más
piruetas. ¿Qué en los tiempos de la llamada 4t, no son maromas?
morcora@gmail.com

Advertisement

Facebook

Copyright © 2017 Endirecto